Ramala, Ciudad de la Música

1. Contexto

Situada en la Cisjordania palestina, Ramallah se estableció originalmente a mediados del siglo XV como un pueblo cristiano y en la década de 1900 atrajo a los emigrantes debido a su alto nivel de vida, resultado del desarrollo de las rutas comerciales con Estados Unidos y Europa. En la actualidad, el Estado de Palestina sigue bajo ocupación israelí, lo que significa que carece de control sobre los recursos palestinos que son cruciales para su resistencia, como la tierra, las fronteras y el agua. En 1994, Ramallah se convirtió en el centro administrativo del Gobierno del Estado de Palestina y, como sede del gobierno, la ciudad es una base para muchas organizaciones nacionales e internacionales importantes.

2. Ramala y la cultura

Ramallah es miembro de la Red de 100 Ciudades Resilientes, ha desarrollado la “Estrategia de resiliencia de Ramallah 2050” y está profundamente alineada con la Agenda 2030 de la ONU. La ciudad coopera con la UNESCO, el PNUD y ONU Mujeres, y trabaja con el gobierno palestino en iniciativas como el Plan Nacional Palestino para la Cultura (NPPC) o la Estrategia contra la Violencia de Género (VAW, por sus siglas en inglés). Además, Ramallah está desempeñando cada vez más un papel de centro cultural de Palestina, acogiendo a la mayoría de las organizaciones culturales palestinas importantes.

El proyecto Ramallah Ciudad de la música, creado por el Ayuntamiento de Ramallah, pretende formar parte del debate mundial sobre el desarrollo sostenible. El proyecto se basa en la rica tradición de Ramallah y en su vibrante escena musical contemporánea de hip-hop, música electrónica y jazz. Es importante destacar que la música se ha utilizado como herramienta de resistencia, libertad de expresión y forma de reservar la identidad nacional palestina.

La música se ha utilizado como herramienta de resistencia, libertad de expresión y forma de preservar la identidad nacional palestina.

3. Objetivos e implementación del proyecto

3.1. Objetivo principal y fines específicos

La creación del programa Ramallah Ciudad de la Música estuvo motivada principalmente por el deseo de cooperar, apoyar, desarrollar y compartir buenas prácticas entre Ramallah y otras ciudades que reconocen la música como uno de los factores básicos de su desarrollo.

El proyecto tiene como objetivo:

  • Construir instituciones eficaces y responsables a nivel de la ciudad
  • Establecer plataformas internacionales de desarrollo del talento, proyectos intersectoriales y exposiciones musicales mundiales
  • Crear políticas que apoyen el espíritu empresarial, la creatividad y la innovación
  • Garantizar la educación y la profesionalización del sector
  • Mejorar el acceso, la creación y la difusión de las artes

3.2. Desarrollo del proyecto

Principales acciones desarrolladas

De 2017 a 2019 Ramallah llevó a cabo un análisis en profundidad de los recursos y las necesidades, así como un proceso de consulta a los profesionales locales, que dio lugar a la solicitud de la Red de Ciudades Creativas de la UNESCO y a un plan de acción elaborado con el sector musical de Ramallah. De 2020 a 2024 Ramallah pondrá en marcha las siguientes acciones:

  • Creación de una política cultural integrada, con materiales prácticos que apoyen a las instituciones gubernamentales y no gubernamentales que trabajan en la ciudad para aplicar una lente cultural a sus
    programas y proyectos. 
  • Integración de la cultura en el currículo educativo, empezando por la educación musical y extendiéndola después a otros ámbitos de la cultura.
  • Creación de un Creative-HUB que sea el centro de la creatividad y la expresión artística para residentes y visitantes, convirtiéndose en un lugar de intercambio entre generaciones a través de clases magistrales con artistas palestinos de generaciones anteriores.

Entre las actividades específicas se encuentran:

  • El Jasmine Festival: festival anual de música clásica, jazz y del mundo.
  • El Palestine sacred Music festival.
  • El Palestine International Festival for Music and Dance: un festival que rompe el cerco cultural comunicándose con el mundo exterior
  • Wein a Ramallah: un festival anual de artes en la calle.
  • El Palestine Music Expo: una mostra anual de los programas educativos.
  • Colaboración de música pop-oriental: una colaboración entre la Academia de Música Oriental de Mannheim y el
  • Conservatorio Edward Said.
  • El Virtual Music Archive: un archivo en línea de historia oral de la música.

4. Impactos

4.1. Impactos directos

Impacto en el gobierno local

Las autoridades locales han tomado aún más conciencia de la relación entre la cultura y el desarrollo urbano sostenible. El proyecto ha puesto de manifiesto el potencial del apoyo sistemático y sistémico al sector cultural como un ámbito que no sólo afecta positivamente a la imagen de la ciudad, sino que también permite a los residentes implicarse en los proyectos.

Impacto en la cultura y en los actores culturales locales

Para el sector cultural, la ejecución del proyecto ha supuesto una excelente oportunidad para hacer un balance de las actividades existentes, verificar los recursos disponibles, identificar las necesidades e incidir en la elaboración de un plan de acción. La ejecución de la primera fase del proyecto fue también una excelente oportunidad para conocer a la industria musical, aprender más de ella e intercambiar experiencias.

Impacto en el territorio y en la población

Para muchos palestinos, el papel más importante de la creación musical bajo el conflicto radica en la esperanza de que sirva como válvula de escape para el alivio emocional, proporcionando un camino alternativo para que los niños y los jóvenes se reúnan para dirigir la atención lejos de las dificultades cotidianas bajo la ocupación. Lo que la mayoría de los músicos palestinos desean en su incesante búsqueda de una expresión musical más exitosa, es ser una voz poderosa y desempeñar un papel importante dentro del proceso de construcción de la paz.

Lo que la mayoría de los músicos palestinos desean en su incesante búsqueda de una expresión musical más exitosa, es ser una voz poderosa y desempeñar un papel importante dentro del proceso de construcción de la paz.

4.2. Evaluación

Se ha previsto realizar una evaluación completa del proyecto en 2023, cuando se presente un informe de seguimiento a la UCCN. El Ayuntamiento de Ramallah realizará una autoevaluación basada en una serie de marcos de evaluación internacionales, seguida de una evaluación realizada por representantes invitados de la industria musical local, que luego se transmitirá a las demás ciudades de la música para su evaluación.

4.3. Factores clave

La eficacia del proyecto de la Ciudad de la Música de Ramallah radica principalmente en su carácter multinivel e integrador. Además, al consultar el programa en diferentes etapas, los ciudadanos se identifican con el proyecto y se sienten orgullosos de las iniciativas de la ciudad a través de una institución tan respetada como la UNESCO. También fue importante preceder la creación del proyecto de la Ciudad de la Música de Ramallah con un análisis exhaustivo de los recursos y las necesidades. Esto permitió crear un proyecto complementario a las iniciativas ya existentes en la ciudad.

4.4. Continuidad

En noviembre de 2019, Ramallah fue admitida en la prestigiosa Red de Ciudades Creativas de la UNESCO como ciudad de la música. Con la concesión de este título, la UNESCO valoró tanto el potencial de Ramallah como sus infraestructuras y programas sistemáticamente desarrollados para los sectores creativos, pero también el plan de acción elaborado en el marco del proyecto Ramallah Ciudad de la Música. En 2023, Ramallah deberá presentar un informe de seguimiento que será evaluado por otras ciudades de la música, lo que debería servir de reafirmación del plan de acción

5. Más información

Ramala fue candidata a la cuarta edición del “Premio Internacional CGLU – Ciudad de México – Cultura 21” (noviembre de 2019 – mayo de 2020). El Jurado del Premio elaboró su informe final en junio de 2020 y solicitó que la Comisión de Cultura de CGLU promoviera este proyecto como una de las buenas prácticas de implementación de la Agenda 21 de la Cultura.

Este artículo fue escrito por Sally Abu Bakr, directora del Departamento de Asuntos Culturales y Sociales, Ramala, Palestina.

Contacto: s.abubakr (at) ramallah.ps
Sitio web: www.ramallah.ps

Descargar401.94 KB
Ramala